C/Laguna de Cameros 8, 28021 Madrid

Cómo reorganizar los sitios en una oficina

img6

El año nuevo está a la vuelta de la esquina, este es el momento perfecto para llevar a cabo todo esos cambios que llevas tiempo queriendo hacer en la oficina. ¡Año nuevo, vida nueva!, ¿verdad? Pero el momento de ponerse manos a la obra para reorganizar los puestos de trabajo puede ser complicado, son muchas las variables que entran en juego… ¡En este artículo te dejamos los mejores consejos para que todo vaya sobre ruedas!

1. Elige el momento adecuado

Todos los cambios suponen un pequeño momento de estrés y necesitan de un periodo de adaptación hasta que las personas recomponemos nuestros esquemas de trabajo e interiorizamos las novedades, sin embargo, el año nuevo es el mejor momento para proponer cambios en la oficina, ya que psicológicamente en este momento estamos más abiertos a vivir los cambios como oportunidades, y a mirarlos con optimismo. 

2. Habla con los trabajadores

Reorganizar los sitios o los puestos de trabajo en una oficina puede ser un cambio impactante para los empleados, sobre todo si la distribución ha sido la misma durante un largo periodo de tiempo. Es fundamental hablar con los trabajadores y explicarles los motivos de la reorganización, los beneficios que conlleva y los objetivos que se persiguen con el cambio. Así, todos los empleados podrán alinearse más fácilmente con la política de la empresa y entenderán que no se trata de un capricho, sino de un esfuerzo por mejorar la situación para todos. 

3. Ten claro el objetivo y las necesidades

¿Qué es lo que ha motivado la reorganización de los sitios en la oficina? Tener claro el objetivo que se quiere alcanzar es imprescindible para tener éxito en cualquier tarea. Puede que se trate de un cambio motivado por el estilo de trabajo híbrido, que se busque un diseño de oficina más abierto, o que los cambios vengan de la mano de una reorganización más profunda que afecta también a las funciones de la plantilla. En cualquiera de los casos, es importante no perder la motivación inicial de vista, y asegurar que cada uno de los cambios que se realizan están acordes con el objetivo principal. 

4. Aprende de los errores

Si hay una distribución que no ha funcionado anteriormente, no vuelvas a intentar lo mismo, intenta ser creativo y buscar alternativas. A menudo, los espacios que quedan infrautilizados seguirán en la misma situación si no se realizan cambios; lo mismo ocurre con las disposiciones que generan malestar entre trabajadores. A pesar de que el factor humano es importante, la disposición de los puestos, el ambiente, y las dinámicas afectan mucho más de lo que solemos pensar. 

5. Usa el mobiliario adecuado

Por último, mantén en mente que reciclar y utilizar el mobiliario con el que ya se cuenta es lo más inteligente, siempre y cuando realmente se adapte a las necesidades actuales de la oficina. 

En una reorganización de sitios y puestos, es importante que todos los trabajadores cuenten con el mobiliario adecuado para realizar sus tareas. Utilizar una mesa de reuniones como si fuera operativa, o usar las sillas de formación para un puesto de trabajo no resulta nada recomendable ni para la salud y el confort de los empleados, ni para su productividad; así que no temas invertir en el mobiliario que necesites para la nueva configuración. ¡Será una inversión en éxito!

Con estos consejos seguro que logras una reorganización idónea de los sitios en tu oficina. ¿Necesitas inspiración? Visita nuestro catálogo para encontrar un montón de ideas interesantes.

Entradas relacionadas

Dejar un comentario

Preferencias de Privacidad
Cuando visita nuestro sitio web, puede almacenar información a través de su navegador de servicios específicos, generalmente en forma de cookies. Aquí puede cambiar sus preferencias de privacidad. Tenga en cuenta que bloquear algunos tipos de cookies puede afectar su experiencia en nuestro sitio web y los servicios que ofrecemos.