C/Laguna de Cameros 8, 28021 Madrid

Ergonomía: qué es y cuáles son sus 4 tipos y funciones

img9

¿Sabías que hay hasta 4 tipos de ergonomía diferentes? Seguramente has oído hablar de la importancia de la ergonomía en el trabajo, pero es muy probable que no conozcas los tipos de ergonomía y sus diferentes aspectos.

En este artículo veremos las diferentes dimensiones de la ergonomía con ejemplos, para que puedas aplicar cada una de ellas a tu lugar de trabajo.  

¿Qué es la ergonomía?

Según la Asociación Española de Ergonomía, podemos definir la ergonomía como un conjunto de conocimientos provenientes de diferentes disciplinas científicas, que se aplican para adecuar los productos, sistemas, o entornos a las necesidades y características de las personas que los emplean. 

Es decir, la ergonomía consiste en adecuar el medio al usuario para propiciar su bienestar. 

La importancia de la ergonomía

La ergonomía es importante porque mejora la seguridad y el rendimiento de los trabajadores, además de incrementar la calidad de vida de los empleados y de mejorar su productividad. Para alcanzar estos objetivos, la ergonomía se ayuda de disciplinas como la medicina, la anatomía, la psicología, la ingeniería, el diseño, etc. Por lo que se trata de un campo complejo, con muchos ámbitos de aplicación. 

Tipos de ergonomía

Ahora que conoces sus principales características, vamos a descubrir los principales tipos de ergonomía que existen. 

Ergonomía física

La ergonomía física es la más conocida de los tipos de ergonomía que existen, se trata de la adecuación del entorno físico a la persona, lo que incluye los materiales y productos que se utilizan para la realización de las tareas. Veamos esta ergonomía con ejemplos: la adecuación de las sillas y mesas de trabajo para mantener una postura adecuada, la distancia de la pantalla del monitor, etc. 

Ergonomía cognitiva

Este tipo de ergonomía se encarga de la adecuación del entorno a las capacidades y necesidades psicológicas de las personas o usuarios. Podemos entender mejor esta ergonomía con ejemplos: La gestión del estrés a través de dispositivos para reducirlo, la adecuación de la carga de trabajo, el manejo emocional de algunos puestos de trabajo especialmente exigentes, los descansos, o la adecuación de las herramientas a las capacidades cognitivas de quienes deben manejarlas. 

Ergonomía organizacional

De todos los tipos de ergonomía este es el único que se centra en la relación sujeto -organización y no en el puesto de trabajo. Las actividades que lleva a cabo cada persona, la gestión de los recursos humanos, la cultura de trabajo, o la política de comunicación, son algunas de las cuestiones que trabaja esta ergonomía y sus ejemplos. 

Ergonomía ambiental

Como su nombre indica, este tipo de ergonomía incide sobre el ambiente, por ejemplo, valorando la luminosidad, el nivel de ruido, la temperatura, la ventilación y otros factores que pueden afectar a las personas. 

Ahora que conoces los tipos de ergonomía y sus ejemplos, puedes contarnos tu experiencia en la aplicación de cada uno en la oficina. Aunque, no debemos olvidar que estos tipos de ergonomía son aplicables a cualquier ámbito de la vida y no solamente al trabajo.  ¿Qué tipo de ergonomía crees que debería mejorar en tu lugar de trabajo?

Entradas relacionadas

Dejar un comentario

Preferencias de Privacidad
Cuando visita nuestro sitio web, puede almacenar información a través de su navegador de servicios específicos, generalmente en forma de cookies. Aquí puede cambiar sus preferencias de privacidad. Tenga en cuenta que bloquear algunos tipos de cookies puede afectar su experiencia en nuestro sitio web y los servicios que ofrecemos.